Viajes por lugares

HISTORIA DE LAS EPLORACIONES POLARES

1-05) La búsqueda de Franklin (1845-1859)

Capítulo 1: La Época Británica

El episodio más singular de las exploraciones árticas fue la serie de expediciones lanzadas por los ingleses a la búsqueda de Franklin; con ello demostró Inglaterra de lo que es capaz para redimir un error técnico y prestar auxilio a un explorador.


Los barcos Erebus y Terror, que acababan de adquirir fama en el Antártico con James Ross, partieron el 4 de julio de 1845, tocando en la isla Disko, en Groenlandia.


John Franklin, cuya exploración del extremo norte canadiense ya conocemos, mandaba el Erebus, y el capitán Francis Crozier, el Terror. Las tripulaciones sumaban 138 hombres.


Consistía la misión en llegar por los estrechos de Lancaster y de Barrow al cabo de Walker, al norte de Príncipe de Gales, dirigiéndose después al sur o suroeste, eventualmente por el estrecho Victoria, cuya existencia sospechara John Ross al oeste de Boothia, con objeto de alcanzar la costa americana los 120º O.; el recorrido ignorado era de unos 500 km. en línea recta. Gracias a las noticias de los balleneros fue posible seguir a Franklin hasta agosto de 1845, primero hasta la bahía de Melville y luego hasta la entrada de Lancaster.


Llevaba víveres para cuatro años, y podría sostenerse cinco, superando a John Ross gracias a la caza y a la mortalidad de las tripulaciones, razonablemente computada.


Mas se había cometido un grave error en el plan de la expedición omitiendo prever un lugar de cita cada verano, aun cuando solamente fuese para noticias, en el límite frecuentado normalmente por los barcos. Franklin desapareció en dirección oeste de manera definitiva.


A partir del verano de 1847 comenzaron a suscitarse rumores en Inglaterra, y apareció a plena luz el defecto del plan de conjunto. El Almirantazgo preparó tres expediciones de socorro en dirección este, oeste y sur.


Comenzó la pasión blanca de la Royal Navy a la que dedicó 20 millones de libras y una treintena de expediciones.


John Richardson recorrió en 1848 toda la costa septentrional del Canadá, desde la embocadura del Mackenzie, hacia el este, interrogando en vano a los esquimales y estableciendo depósitos de víveres.

John Richardson. Fuente: www.wikipedia.org

Entretanto, James Ross, a pesar de que se aproximaba ya a los sesenta años, después de invernar en 1848-1849 en el estrecho de Barrow escudriñaba las costas de Somerset y de Devon y el estrecho del Príncipe Regente. Llevaba a sus órdenes dos oficiales, Mac Clintock y Mac Clure y era comandante de dos barcos, el Enterprise y el Investigator, que más tarde volveremos a encontrar en el memorial del Ártico.


Mac Clure

Se sirvió Ross de los procedimientos más diversos para dar noticias a Franklin; lanzaba al mar barriles que contenían mensajes, disparaba cañonazos; después de cazar zorros, volvía a ponerlos en libertad con un collar grabado, erigía pequeños monumentos y lanzaba cohetes, pero todo fue en vano. Tampoco las investigaciones efectuadas en Alaska por Henry Kellett dieron resultado.


Henry Kellett. Fuente: www.wikipedia.org

La efervescencia aumentó en Inglaterra y en el mundo; el Almirantazgo ofreció un premio de 20.000 libras para quien encontrara a Sir John. A la vez, comenzó una intensa campaña para buscar a los desaparecidos.


 




Nota 1: Para documentar gráficamente este apartado de las Exploraciones Polares, hemos tenido que utilizar fotos encontradas en la web (en el buscador de imágenes de Google), ya que desgraciadamente no disponemos de fotos propias de todos los temas. Si alguna persona propietaria de alguna foto expuesta aquí considera que no debe estar, por favor, póngase en contacto con nosotros a través del e-mail: info@viajemania.com y será retirada de nuestra web.


To graphically document this section of the Polar Explorations, we had to use photos found on the web (in the Google image finder), as unfortunately we do not have any photos of all subjects. If any person who owns a photo exposed here considers that it should not be, please contact us through the e-mail: info@viajemania.com and it will be removed from our website.


Nota 2: Parte de esta documentación ha sido extraida del Tomo IV de la "Historia Universal de las Exploraciones" por gentileza de la Editorial: ESPASA CALPE